Se habla mucho de este trastorno en niñ@s, pero sólo a partir de menos de una década se ha admitido que esta disfunción cerebral también puede afectar severamente a los adultos, causándoles sufrimiento y problemas en múltiples áreas de la vida. Nuestro equipo de psiquiatras, neuropsicólogos y psicólogos clínicos da respuesta tanto al diagnóstico como al tratamiento de este trastorno tan desconocido aún incluso por los propios profesionales. Consúltanos si:
a) tienes dificultades para sostener la atención;
b) eres olvidadizo y te distraes con facilidad;
c) organizas mal el tiempo;
d) con frecuencia no sabes dónde has colocado las cosas;
e) tienes dificultades para acabar las tareas;
 f) experimentas de forma continua un sentimiento de inquietud interna;
g) te sientes permanentemente inquieto mientras estás sentado;
h) te muestras constantemente acelerado y agobiado;
i) te irritas o encolerizas con facilidad;
j) te aburres fácilmente mientras realizas cualquier tarea;
k) tienes problemas para controlar tus emociones y la motivación hacia algún objetivo;
l) tienes una pobre imagen de ti mismo como consecuencia de todo lo anterior.

Publicado: 4 de Abril de 2018